145 Shares 5969 views

Jugo de tomate para la pérdida de peso: una dieta con beneficios para la salud

Perder peso con beneficios para la salud es un sueño para muchas mujeres y niñas, pero por alguna razón se acepta que la dieta no puede ser útil, y cualquier restricción tiene un efecto negativo en el cuerpo como un todo. Pero lo principal no es sólo dejar de comer, sino elegir una dieta completa, en la que no sufrirá de una deficiencia de nutrientes y vitaminas. Por ejemplo, si utiliza jugo de tomate para perder peso, puede perder esos kilos de más sin dañar el cuerpo.


Por lo tanto, una dieta que requiere varias veces al día para beber un vaso de jugo de tomate multivitamínico es rica en vitaminas y minerales. Esta bebida contiene elementos traza tales como potasio, cobre, calcio, flúor, magnesio, yodo, vitaminas A, E, C, B y PP. Es bastante nutritiva, pero baja en calorías. Además, también tiene serotonina, que se llama la hormona de la alegría. Es por eso que las personas que utilizan jugo de tomate para la pérdida de peso no empeoran durante la dieta, no se convierten en hambre y enojado.

Por supuesto, al perder peso con el uso de tomates que necesita para comer otros alimentos, el jugo debe ser bebido sólo antes de las comidas y entre las comidas. Por lo tanto, ya se ha establecido experimentalmente que el uso de esta bebida con la misma dieta contribuye a una pérdida de peso más rápida.

Con los tomates, lo suficientemente rápido, la pérdida de peso eficaz durante una semana es posible. No sólo se convertirá en 5 kg más ligero después de una dieta, sino también mejorar su apariencia y bienestar. Por lo tanto, la dieta semanal proporciona 1 litro de jugo diario. Además, durante el día se puede beber no más de 300 gramos de té o café sin azúcar, así como comer alimentos bajos en calorías en pequeñas cantidades. Por ejemplo, un día puede comer algún producto que figura en uno de los artículos:

– 150 g de patatas hervidas;

– 0,5 kg de queso cottage bajo en grasa;

– 1 kilogramo de cualquier fruta (sólo se excluyen las uvas y los plátanos);

– 500 g de carne de pollo baja en grasa (incluso se puede freír);

– 700 g de varios frutos secos sin azúcar;

– 500 g de pescado hervido.

Es mejor si todos los días se mueven en la lista presentada, comiendo el primer día de patatas, el segundo requesón, y así sucesivamente. En el sexto día de la dieta, debe volver a comer el queso cottage, dejando el pescado el día 7, el último día. Jugo de tomate para la pérdida de peso en combinación con estos productos no sólo puede perder peso, sino también limpiar el cuerpo, mejorar el metabolismo. Una corrección del metabolismo es la mejor garantía de que los kilogramos salidos nunca volverán.

Con el fin de perder peso eficazmente, es mejor utilizar jugo de tomate natural recién exprimido. Por supuesto, lo que los fabricantes ofrecen en paquetes también se puede beber, pero es mejor pasar tiempo preparando esta bebida en casa. Cuando se cocina, el tomate pasa a través del juicer libera licopeno, una sustancia que mejora el metabolismo, el trabajo del sistema nervioso y cardiovascular, e incluso previene la oncología. No está mal en el jugo de tomate para la pérdida de peso, agregue el apio, el limón, las zanahorias o las remolachas.